Cómo se hacen los suplementos de proteínas

Para hacer una dieta proteica no está de más conocer cómo se obtienen los suplementos de proteína puesto que para conseguir mayor tonificación muscular nos van a venir bien tomarlos.

No es imprescindible consumir suplementos proteicos pero si tu objetivo es no solo perder grasa si no aumentar tu masa muscular entonces es interesante que conozcas como se obtienen.

Hay distintos tipos de suplementos de proteínas y estos son los concentrados, los aislados y los hidrolizados.

como se hacen los suplementos proteicos

Los concentrados y los aislados se pueden obtener de las 3 formas que vamos a ver ahora, pero se diferencian en la pureza que se obtiene al final en cada uno de los estos dos tipos de suplementos proteicos.

Obtencion de los suplementos de proteína

Los ultrafiltrados

Se utilizan las proteínas de la leche, el suero y la caseína y se emplea presión de manera que se separe la grasa y la lactosa a partir del suero de leche por medio de la membrana porosa.

Se utilizan distintos grados de presión para forzar a que la proteína pase a través de la membrana porosa que solo permite el paso del agua, los componentes solubles y las moléculas orgánicas y los minerales más pequeños.

De esta manera se consiguen separar las proteínas más grandes y se recogen para procesarlas posteriormente.

El intercambio iónico

Es un método que se realiza para obtener el suero de la leche. Se utilizan resinas de arcilla que están iónicamente cargadas y retienen la proteína separándola del suero de la leche.

En este proceso se utilizan productos químicos para regular el pH, tales como el ácido clorhídrico y el hidróxido de sodio.

Se obtiene un aislado de proteínas de suero de leche más puro y limpio de impurezas como la grasa, la lactosa o minerales.

La parte negativa de este proceso es que se pueden perder péptidos bioactivos de la proteína de suero.

Los microfiltrados de por flujo cruzado

Este es un proceso de filtrado en el que usando filtros de cerámica se retienen los péptidos bioactivos de la proteína a baja temperatura para emplear con la caseína de leche y el suero.

En este proceso se eliminan los grandes glóbulos de grasa para conseguir un porcentaje inferior al 1% de grasa.

Has visto cómo son los procesos para obtener los suplementos de proteínas y dependiendo de tus necesidades será mejor que consumas un producto diferente u otro. En las tiendas el vendedor suele orientarnos muy bien y en cuanto le comentemos nuestras necesidades nos va a decir cual es el producto que más se adapta a nuestros objetivos.

Valoración

Comparte

  • Facebook
  • Twitter
  • RSS

5 Consejos CLAVES para la dieta proteica

La dieta proteica es una de las dietas más utilizadas para adelgazar pero pese a ser una dieta muy efectiva para bajar de peso y también para lograr una buena definición muscular se tienen consejos para la dieta proteica y así seguir una serie de principios básicos para tener buenos resultados.

El seguir estos tips de la dieta proteica o no determinará que tengamos éxito o no así que presta atención porque son consejos que he sacado de especialistas con muchos años de experiencia en el mundo del fitness.

tips dieta proteica

Consultar con nutricionista

Empieza la dieta proteica después de consultar con un especialista en nutrición. Es la mejor manera de comenzar la dieta con buen pie, sacarle el mayor provecho y evitarse problemas.

Piensa que cada persona tiene unas condiciones y un metabolismo diferente y en cada caso es probable que la dieta varíe en función de las necesidades de cada uno.

Consume fibra

Las dietas de proteínas suelen producir estreñimiento ya que el aporte de fibra es mucho menos y además debido al aumento de la diuresis y por eso es aconsejable consumir algún suplemento con fibra como puede ser el salvado de avena.

También ayuda mucho a evitar el estreñimiento tomar un poco de aceite de oliva mezclado con aceite de parafina en la misma proporción.

Buena hidratación

Consume abundante agua a lo largo del día. En la dieta proteica la deshidratación se produce con facilidad debida a la ausencia de hidratos. Beber al menos 2 litros de agua diarios es básico y si beber agua no te resulta fácil siempre puedes optar por las infusiones o los tés.

Además de mantenernos bien hidratados al contrarrestar la ausencia de agua por la cetosis, conseguimos reducir el mal aliento causado por este estado. Los colutorios de enjuague bucal son una buena alternativa para combatir la halitosis.

Es importante no beber refrescos azucarados y en el caso de tomar jugos que sean caseros ya que los comerciales suelen contener azúcares añadidos que pueden ser suficiente para que tiremos por la borda todo el esfuerzo puesto en la dieta.

El agua es tu mejor aliada en la dieta proteica y aunque parezca básico este consejo es un punto realmente clave.

Come grasas saludables

No dejes de consumir grasas buenas. Muchas personas que se inician en la dieta proteica creen que por dejar de consumir grasas excluyendo las grasas saludables creyendo así que van a conseguir perder más peso o definir más sus músculos, pero esta dieta no funciona así, no tiene en cuenta las calorías porque provoca la cetosis.

Entre las grasas saludables más recomendables se encuentran las procedentes de los pescados, frutos como el aguacate, las almendras o las nueces y el aceite de oliva virgen.

Complementa con ejercicio

El último de los consejos para la dieta proteica es el de complementar la dieta con ejercicio físico. Para acelerar el proceso de adelgazamiento o de definición muscular el ejercicio físico es tu mejor aliado. En una dieta proteica podemos practicar cualquier tipo de ejercicio, ya sea aeróbico para conseguir perder más peso y grasa o el anaeróbico para conseguir un mayor desarrollo muscular.

Solo asegúrate de que dejas que tu cuerpo descanse lo suficiente. Entrenar tres días a la semana dejando días libres entre ellos es más que suficiente para que tus músculos se recuperen.

Valoración

Comparte

  • Facebook
  • Twitter
  • RSS