Las proteínas durante el embarazo

Las células necesitan proteínas para la reconstrucción de tejidos tanto de tu cuerpo como para la construcción del organismo de tu bebé.

Las proteínas durante el embarazo

Tiene una gran importancia la ingesta adecuada de proteínas durante el embarazo. Esta ingesta de proteínas se vuelve mayor durante el segundo y el tercer trimestre.

Es en esa etapa cuando el bebé está creciendo más rápido, y no solamente él o ella, sino que también tu propio cuerpo está en crecimiento, específicamente los senos y otros órganos reproductivos que se están preparando para el parto y el desarrollo del bebé cuanto este nazca.

Cuánta proteína es necesaria

Las mujeres embarazadas requieren de una ingesta mayor que una persona promedio, se indica que consuman unos 70 gramos de proteína diaria. Las mujeres embarazadas no necesitan esta cantidad, solo unos 45 gramos diarios.

Aunque se indique una cantidad diaria para las mujeres embazadas, no es específicamente los 70 gramos todos los días, lo importante es alcanzar un promedio a lo largo de una semana, promedio que ha de ser equivalente a la cantidad recomendada.

Las mujeres en países como los Estados Unidos suelen consumir más proteína de la necesaria por lo que no te será difícil alcanzar el promedio de ingesta de proteína necesaria durante el embarazo.

Distintas fuentes de proteína

La leche es uno de los principales productos que contiene proteínas, además de la carne y las legumbres. Derivados de la soya y la soya misma. El pescado y los frijoles son fuentes alternativas y otras semillas, así como las almendras.

Las aves y los huevos proporcionan una buena fuente de proteínas, derivados de la leche como el queso. Productos como el yogur y leche de soya.

La diferencia entre las proteínas que se obtienen de fuente animal y las que se obtienen de fuente vegetal es que en las primeras encontramos los nueve aminoácidos para formar las proteínas completas, cosa que no sucede con la fuente vegetal. Aun así, se puede consumir varios productos a lo largo del día para compensar la diferencia.

Como recomendación en la ingesta de proteínas tenemos el siguiente ejemplo de porciones para agregar a la dieta:

Dos vasos de leche, una porción de 142 gramos de pechuga de pollo y dos tazas de yogur, todo esto proporciona los 70 gramos de proteína necesarios.

Como precaución, no todos los pescados son recomendados para consumir durante el embarazo, es mejor asesorarse con un profesional para crear una nueva dieta.

Valoración

Comparte

  • Facebook
  • Twitter
  • RSS

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *