La proteína en el entrenamiento

La proteína en el entrenamiento es algo fundamental ya que es uno de los componentes más importantes de la dieta y su funcionamiento afecta a muchas funciones orgánicas.

Especialmente se encarga de la formación del músculo por lo que es de vital importancia consumirla especialmente cuando se entrena.

Las personas que tienen una baja actividad física, según recomienda la ONS las personas deberían tomar al menos 0,8 gramos de proteína al día por cada kilo de peso que tengan. proteina en el entrenamiento Encontramos buenas fuentes de proteína en los huevos, el pescado la carne y las proteínas vegetales y en menor porcentaje en legumbres, cereales o semillas. Dependiendo de la actividad deportiva de cada uno y de su tipo e intensidad de entrenamiento, la cantidad de proteína es distinta. Por ejemplo:

Proteína cuando se hace entrenamiento cardiovascular

Cuando se hace entrenamiento cardiovascular la necesidad de proteína es de entre 1,2 y 1,4 gramos al día por cada kilo de peso.

Es fundamental tener buenos depósitos de glucógeno en los músculos y a no ser que vayamos a entrar en cetosis necesitaremos complementar con carbohidratos, preferiblemente de tipo complejo.

Es muy importante que aportemos proteína de calidad antes y después de hacer ejercicios aeróbicos de un esfuerzo durante más de media hora ya que sabemos que las reservas de glucógeno se agotan. Así no perderemos masa muscular.

Proteína cuando se hace entrenamiento para aumentar masa muscular

Cuando se hace ejercicio para aumentar la masa muscular o ejercicio anaeróbico, la cantidad de proteína que se debe de consumir varía mucho dependiendo de la etapa en la que se encuentre la persona que hace el entrenamiento.

Por ejemplo en los jóvenes que comienzan a entrenarse para ganar masa muscular es recomendable aumentar el consumo e proteína para ingerir al día entre 1,5 gramos y 1,8 gramos por cada kilo de peso.

Especialmente es importante consumir esta cantidad si el joven se encuentra en edad de desarrollo y crecimiento.

Cuando se han pasado años el organismo ha cambiado las cantidades de proteína que se necesitan cuando se entrena ya son menores. Esto se debe a que los músculos ya están acostumbrados al ejercicio y ya están formados y por lo tanto con cantidades menores de proteína se gana fuerza y masa muscular más fácilmente.

Hay quienes dicen que a la proteína se le saca mayor partido cuando se consume con carbohidratos pero esto es algo de lo que hay experiencias muy distintas  y todo depende de si se hace una dieta proteica o una dieta normal ya que el proceso por el que pasa el organismo es totalmente diferente.

Hay que tener presente que cuando se aumenta la cantidad de proteínas con el fin de mejorar los resultados en el entrenamiento también se debe de aumentar el consumo de agua así como es importante aumentar el consumo de vitamina B6.

La vitamina B6 se encuentra en pescados como el bonito, el atún, las sardinas, las lentejas, garbanzos, el pollo, cerdo o la ternera.

Comparte

  • Facebook
  • Twitter
  • RSS

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *