Las bebidas en la dieta proteica

En la dieta proteica saber qué bebemos es algo muy importante ya que solamente equivocarnos un día con un refresco o bebida errónea puede tirar por la borda el esfuerzo hecho anteriormente ya que el proceso de cetosis podría detenerse.

bebidas en la dieta de proteina Normalmente se puede decir que en una dieta proteica solo se puede consumir agua, café, infusiones o tés pero si uno se queda ahí probablemente vaya a meter la pata porque por ejemplo con el café hay que tener cuidado y con las infusiones que están aromatizadas también sucede lo mismo.

El café de mezcla contiene café natural y torrefacto y no se recomienda su consumo cuando nos encontramos haciendo una dieta proteica pues puede contener contenido glucémico.

De la misma manera algunas infusiones aromatizadas suelen contener glúcidos, los cuales sabemos que si los consumimos cuando no debemos en la dieta proteica pueden hacer que no se desarrolle la cetosis que necesitamos para conseguir el peso deseado.

Hay personas que son extremadamente sensibles cuando hacen esta dieta y aunque el café mezcla o las infusiones aromatizadas apenas contengan glúcidos, basta una mínima cantidad para romper el estado de cetosis así que vale más la pena mantener alejados este tipo de bebidas para ahorrarnos disgustos.

Si hablamos de la leche, normalmente se suele decir que la leche desnatada está permitida en la dieta proteica, sin embargo no es recomendable su consumo, tanto en la dieta proteica como en una alimentación normal, por cuestiones de salud, pero ese ya es otro tema.

En cuanto a lo que supone consumir leche en una dieta proteica, debemos tener en cuenta que aunque sea una leche desnatada y no contenga apenas grasa y tenga pocas calorías, la leche contiene lactosa y por lo tanto glúcidos que podrían romper la cetosis.

Aquí hay que tener en cuenta el sentido común porque cada persona tiene una tolerancia distinta y mientras unos puede que consuman algo de glúcidos y consigan entrar o mantener la cetosis, hay otras personas que el más mínimo consumo de algún alimento con índice glucémico pueden hacerles que el estado de cetosis se vea detenido o nunca sea alcanzado.

Si has pensado en beber refrescos light en una dieta proteica, eso tampoco es lo más adecuado ya que aunque sean light, los fundamentos de una dieta proteica son además de conseguir adelgazar o tonificar los músculos del cuerpo, es que se consigan adoptar ciertos hábitos de alimentación y si seguimos bebiendo bebidas dulces, aunque no contengan glúcidos estaremos rompiendo en cierto modo estos fundamentos.

2 Bebidas clave

En la dieta de proteínas hay 2 bebidas clave que viene muy bien tomar para conseguir perder más grasa.

Una de ellas es el agua con limón en ayunas. Se echa el jugo de un limón en un vaso de agua y se bebe todas las manñanas. Su poder depurativo y quemagrasa será un plus en esta dieta.

Otra de las bebidas sería beber el gel de chía. Para prepararlo se deja en remojo la noche anterio 2 cucharadas de semillas de chía en agua.  Antes del desayuno se toma. Se puede alternar con el limón.

Comparte

  • Facebook
  • Twitter
  • RSS

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *